Esta mañana he despertado a las 7:00. Tengo el desayuno a las 7:30. Un café y un bocadillo de tortilla francesa. Se nota que Laos fue colonia francesa en estos detalles. A mi me parece correcto el desayuno, pero a un tipo de Polonia le parece escaso por el precio que pagó y se lo recrimina al dueño del hostel. Ambos discuten y yo me voy a la habitación a recoger mis cosas. El chico polaco viaja con otro polaco lleno de tatuajes, la cabeza afeitada y de semblante serio. En todo el viaje no les vi hablar ninguna vez juntos. El tipo de los tatuajes parece un excombatiente de la guerra de los Balcanes, un tipo peligroso. Terminamos de desayunar y mi compañero de habitación baja a comprar al mercado. Yo me quedo recogiendo la maleta y bajo con los 3 italianos y con Chris el chico americano. Compro unas cuantas bananas y acto seguido embarcamos en el bote. Hay 2 con destino Luang Prabang. Conseguimos ir la mayoría que fuimos ayer, excepto mi compañero de habitación que embarcó demasiado pronto.

 

dia13 Mekong 13

 

El resto, el americano, las chicas japonesas, la pareja de italianos, los 3 italianos treintañeros y yo vamos en el mismo bote. Comparto mesa con 2 de los italianos treintañeros y el americano. En la mesa de al lado están una pareja de alemanes de unos 50 años, el otro italiano treintañero y una pijísima chica china que ayer llevaba un vestido entre rosa y fucsia, las uñas pintadas de rosa, un sombrero con un lazo rosa y su tablet por supuesto de color…rosa!! Hoy lleva un vestido rojo con lunares blancos y un chal negro. Nada mas sentarse en la mesa el chico italiano suelta ‘Ohh Miss China’ provocando la carcajada entre los presentes. Hay descubro que el alemán tiene la misma cara cuando sonríe que Eddie Murphy.

Es increíble como los italianos son capaces de flirtear en cualquier situación. varias chicas que pasan por nuestro lado son paradas para hablar y flirtear. La verdad que lo consiguen hacer de una forma graciosa y poco agresiva.

De repente el bote empieza a oler a marihuana en la parte trasera. 2 o 3 chicos están fumando. No parece importarle a los laosianos encargados de la embarcación. Sino dijeron nada ayer con el desmadre de alcohol, tampoco van a decir nada hoy por un par de porros. El viaje transcurre tranquilo, mas que ayer. El tiempo es algo mas fresco según nos acercamos al corazón de Laos. El paisaje sigue siendo memorable, de postal. Aparte hay zonas arenosas en la orilla que pueden usarse como playas. Ahora entiendo porque los laosianos tienen fama de ser uno de los pueblos mas tranquilos del mundo. Es imposible estresarse si vives a orillas del Mekong ya que no hay fábricas ni carreteras alrededor. Hacemos una parada en una miniplaya. Hay como 10 niños de 3 o 4 años que vienen a vendernos pulseras y algunas cosas mas. Cuando nos vamos los niños nos dicen adiós. En un país del primer mundo sería impensable que 10 niños estuvieran solos sin la supervisión de un adulto a orillas de un río como el Mekong. Pero esto es Laos. Con sus cosas buenas y malas. Menos seguridad sí, pero menos estrés también.

 

dia13 Mekong 95

 

dia13 Mekong 23

 

dia13 Mekong 91

 

dia13 Mekong 105

 

Llegamos a una zona donde hay más población. Los poblados siempre son pequeños, quizá sobre 10 o 12 casas. Hay montañas alrededor y lo más sorprendente hay vacas rosas. Vale no es un rosa intenso, pero si, en este lado del mundo las vacas son de este color. El viaje se hace algo mas largo que ayer. Yo leo una guía sobre Angkor Wat para saber algo mas sobre esa civilización. Los chicos italianos sacan un móvil y un amplificador y empieza a sonar el album de The Doors ‘Strange Days’. Sinceramente no se me ocurre mejor banda sonora. Todos recordamos la banda sonora de ‘Apocalypse Now’ y ese temazo llamado ‘The end’

 

 

Llegamos a Luang Prabang. Me despido de la gente que he conocido en el slow boat, de los chicos italianos, de las chicas japonesas…Cogemos un tuk tuk hacia el centro de Luang Prabang Chris el chico americano, un japonés, un rastafari tailandés y 2 chicos croatas con el pelo rapado y llenos de tatuajes. En lo que dura el viaje los chicos croatas empiezan a beber whisky que se sirven en el tapón de la botella. En un trayecto de 10 minutos la botella baja a menos de la mitad. Chris y el chico rastafari ayudan bebiendo en un par de rondas de chupitos. No me gustan los chicos croatas. Van de buen rollo pero se nota que son agresivos. Al menos el que está sentado a mi lado no tiene pinta de ser muy buena gente, el otro parece mejor pero no mucho mas. Aún así es un viaje divertido. El rastafari y el chico japonés son muy simpáticos y tienen una sonrisa permanente. Nos bajamos del tuk tuk. Chris y yo nos despedimos de los otros 4 chicos. 10 segundos después veo a uno de los chicos croatas haciendo el saludo fascista. No lo veo muy recomendable y menos en un país comunista como Laos. Están hasta arriba de alcohol, no se como acabarán la noche. Chris y yo cogemos un tuk tuk hasta la estación de buses para mirar horarios y después ir a mi hostel. Ambos miramos buses a Vientiane y yo miro también buses a Tailandia.

 

dia13 Mekong 121

 

Vamos a mi hostel y el conductor del tuk tuk conduce a lo Carlos Sainz por las mal asfaltadas calles de Luang Prabang. Esquiva los baches a toda velocidad(no todos) y llegamos a una calle que supuestamente es la de mi hostel. Me para y me dice que ahí está mi hostel. Leo y el nombre no coincide. Preguntamos a la recepcionista y no es mi hostel ni sabe donde está. Pasa lo mismo con otros 2 hostels mas. Uno de ellos tiene una habitación libre para Chris, pero vale 40 dólares. Chris no acepta el precio. En el tercer hostel que preguntamos le indican al conductor de mi tuk tuk la dirección de mi hostel. Llego a mi hostel, dentro hay una chica. No se si está alojada o trabaja en el. Habla cero inglés. La chica avisa al recepcionista. Un chico asustado que está dentro de una furgoneta. Intento hablar con él. No articula palabra y no sabe como reaccionar. El conductor del tuk tuk que tiene nivel de primer curso de escuela de idiomas me hace de intérprete. Me dice que no tiene constancia de la reserva en booking. Empiezo a flipar en colores. Luang Prabang casi al completo porque es el año nuevo chino y me dicen que no he reservado en Booking, esto empieza a ser surrealista. Me conecto al wifi del hostel y enseño la confirmación de la reserva en booking. La aceptan, bendita tecnología. Estoy salvado. Pregunto si hay otra habitación para Chris, nadie me entiende. Saco mi libreta y hago un dibujo explicativo de que el chico no tiene habitación y necesita una. Todos miran el dibujo, se hace un silencio tic tac, tic tac. Chris y yo nos miramos. Nos damos por vencidos. Chris cogerá un bus nocturno hacia Vientiane y llegará por la mañana.

He reservado en booking 2 noches, pero el recepcionista no se entera y me cobra una. Está claro que piensa que me voy a quedar solo un día. Pensándolo bien es justo lo que voy a hacer. Mañana iré a la estación de buses y cogeré un bus nocturno hacia Chiang Khong.

Me fijo que no hay iluminación nocturna en la ciudad. Solo la de los vehículos y la de algún letrero de algún hotel. Me llama la atención que la gente de Laos no es como la de Tailandia o Camboya, no te sonríe, expresa pocas emociones.

Estoy algo alejado del centro y con la escasa iluminación no merece la pena alejarse mucho, así que regreso y ceno en un restaurante al aire libre en el cual soy el único turista. Elijo varias piezas de carne y algo de arroz. Me cobran 35.000 kips(sobre 4 euros. La verdad que me he pasado un poco con la comida. La carne la como toda y acabo bastante saciado. El arroz dejo más de la mitad. He comido hasta reventar. En la mesa de al lado hay 4 laosianos. 3 chicos de unos 16 años y una chica embarazada que aparenta algo más. Uno de los chicos me sonríe en plan amigable. Empiezo a hablar con el sobre fútbol y sobre España. Al fin conozco a alguien sonriente y que habla algo de ingles. Vuelvo al hostel. Mañana quiero madrugar y ver Luang Prabang. La ciudad tiene muy buena pinta.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>